Ahora sí, Yangshuo

Hace año y medio se convocó en este blog una encuesta para dictaminar cuál era el paraje más bello de China, y el ganador fue Guilin, Yangshuo y las montañas a lo largo del río Li. Prometí aquella vez que escribiría un post desde el lugar que ganara la encuesta, y esa promesa la he cumplido a medias dos veces: la primera aquí, cuando puse fotos que eran en realidad de un viaje que hice allí en 2004. La segunda, la semana pasada, cuando escribí en efecto desde Yangshuo, pero no conté nada de ese lugar.

Así que hoy, aunque estoy de vuelta en Pekín, hablaré de una vez por todas de Yangshuo con recuerdos y fotos recientes.

Mi anterior visita a Yangshuo fue en enero de hace siete años, y desde entonces he podido comprobar que el lugar ha cambiado mucho, como cambia toda China. De todos modos, tengo muy en cuenta que mis sentidos me pueden estar engañando, porque la primera vez que fui era enero, con un frío que pelaba, y esta vez he visitado el lugar en pleno apogeo primaveral, con mucha más animación y turisteo. En todo caso, creo que voy a intentar comparar ambas visitas.

El principal cambio en Yangshuo se observa en la mítica calle Xijie, conocida antaño como la «calle de los extranjeros» porque allí decía la Lonely Planet que debían alojarse los mochileros, y por tanto es sede de innumerables tiendas de souvenirs, hostales, agencias de viaje…

La calle ya era en 2004 un exponente más del típico turismo mochilero del sureste asiático, pero en los siete años transcurridos el lugar se ha «khaosanizado». Es decir, que por la noche se convierte en una zona de discotecas con la música a tope y bellas gogos en la entrada animando a los jóvenes a que entren. Esto en enero de 2004 no lo vi, y creo que me hubiera enterado, con semejante volumen atronador…

En el resto de la calle, se han multiplicado por varias cifras las tiendas de artesanías tribales, los hostales con carteles pintados con rotulador, los restaurantes con hamburguesa y pancakes de plátano y otros elementos ineludibles para cualquier destino «cool» de Asia. Todo preparado para el placer del turista de bajo coste. Pero hay una gran diferencia entre el turismo de Yangshuo y el de Bangkok, Pataya, Saigon o Siem Riep… y es que una inmensa mayoría de los mochileros que pasean por Xijie no son extranjeros, sino chinos.

Es decir, que un ambiente pensado para los extranjeros, desde que en los años 60 los hippies comenzaron a hacer la ruta surasiática, ha sido adoptado con gran gusto por muchos jóvenes chinos que, vestidos igual que los mochileros guiris, pasean por Yangshuo con vestidos sesenteros, cámaras enormes, gorras de béisbol y otras mimetizaciones de quienes hace un tiempo venían a verles a ellos desde ultramar…

El fenómeno es bastante gracioso, porque en otros países asiáticos nunca te encuentras a gente del propio país visitado haciendo el «guiri», pero en Yangshuo los propios chinos parecen los foráneos. La mayoría son jóvenes, muchos parecen estar de luna de miel, y todo hay que decirlo, también hay muchísimos americanos, australianos, europeos, etc, de origen chino (nunca había visto tantos juntos en un sólo sitio de China).

Conquistado finalmente por el turismo local, Yangshuo ya ha dejado, por tanto, de ser la versión «tranquila» de Guilin, ciudad que de toda la vida fue base de los turistas chinos para los cruceros por el río Li, mientras los extranjeros optaban por la más rural Yangshuo. Ésta sigue siendo mejor opción que Guilin, pero de bucólica y apacible tiene ya poco, sus calles están abarrotadas. Creo que ahora la «nueva Yangshuo» es un pueblo que se encuentra también a orillas del Li, llamado Xingping, entre Guilin y Yangshuo. Paré allí y me encontré con un ambiente similar al yangshuense de hace siete años: cafeterías, restaurantes y hostales cool, con buen gusto y sencillez, tranquilos y al ladito justo de las montañas que salen en el billete chino de 20 yuanes. A ver cuánto dura ese paraíso y hay que buscar otra aldea de las orillas…

Otra gran novedad de Yangshuo con respecto a la primera vez que la conocí es el espectáculo «Liusanjie», con coreografía de Zhang Yimou -entre otros- y que se celebra tres veces cada noche a orillas del río, con las montañas kársticas de fondo y centenares de aldeanos de las montañas próximas como fantásticos actores. Los que conozcáis a Yimou ya os podéis imaginar de qué va la cosa: extras a tutiplén, mucho color y grandes juegos de luces, cantos tradicionales -impresionantes las niñas dong cantando en polifonía, se te ponen los pelos como escarpias- y muchísima sencillez a la vez que canto a lo bello que es la antigua China. Zhang Yimou tiene o ha tenido varios espectáculos de este tipo en otros turísticos lugares de China (Lijiang, Hangzhou) y está claro que tiene mucho éxito: lleno a rebosar en las tres sesiones, ¡y el show lleva siete años en el escenario! (precisamente comenzó pocos meses después de que yo visitara Yangshuo por primera vez).

Por lo demás, Yangshuo, el río Li, el Yuelong, la Montaña de la Luna y demás siguen tan verdes y lozanos como nunca, ajenos a las hordas de turistas. Las fotos nunca harán honor al maravilloso paisaje de montañas extrañas pensadas para los dibujos animados, pero bueno, allí os pongo algunas que tomé. Si no habéis estado allí, ya estáis tardando…

1 Comment

  1. Enviado por sa ve al
    (Contacto Página)
    Dientes largos me van a llamar….. Slds

    ~~~
    Enviado por Fran
    (Contacto Página)
    Un sitio precioso, sin duda. Yo estuve en 2008 y la calle ya era un hervidero, de hecho nos alojamos fuera del centro por lo mismo.
    Lo que más disfrutamos fue irnos con las bicis por ahí, llegamos hasta Fuli, fuimos también a la Moon Hill…unos paisajes increíbles.
    Por cierto, pasaste por el China’s Café? Nos encantaba desayunar y comer ahí. Hacían un pastel de queso brutal entre otras cosas.

    Un saludo!

    ~~~
    Enviado por Adriana
    (Contacto Página)
    Qué bonito. Gracias por la recomendación. Mucho más fiable que Lonely Planet, que respecto a China deja mucho que desear.

    ~~~
    Enviado por elenuchi4
    (Contacto Página)
    Me das una envidia… yo quiero ir a China T,T.

    ~~~
    Enviado por woni
    (Contacto Página)
    Hace tiempo te pasé un correo con una información algo fuera de lo habitual que podrías añadir perfectamente a este articulo.

    Se trata de la 2º parte del juego Shenmue (de la antigua Dreamcast)que intenta captar de forma realista varias ciudades de Asia en la década de los 80 en el peregrinar de su protagonista desde Japón.

    el caso es que el ultimo sitio que recrean es Guilin (más bien sus entornos naturales y el rio) y nombran un pueblo llamado Bailu.

    A mi personalmente, además de que me encante que eligieran esta zona de China, me gustaría saber como de exactos fueron en esta localización y si ciertas fenómenos naturales (sobre las luciérnagas) y características geológicas (sobre su riqueza en ciertos tipo de jade)son ciertas.

    Saludos

    ~~~
    Enviado por ChinoChano
    (Contacto Página)
    woni: la verdad es que nunca jugué a la Dramcast… Bueno, hay que tener en cuenta que los paisajes de Yangshuo son una de las estampas más simbólicas de China, y por su fama han ilustrado decenas, cientos de películas, libros, cómics, incluso vídeojuegos en los que aparezca lo oriental.

    De tu comentario me quedo sobre todo con el nombre de «Bailu». Me hace gracia porque visité esta vez el lugar con mi sobrina, que de pequeña vivió en el pueblo oscense de Bailo. Casualidades de la vida…

    Adriana: pues sí la verdad… No entiendo por qué, por ejemplo, se empeña en hablar de ciudades feas por ser «lugares de paso» y no te da consejos para llegar a los sitios esquivándolas…

    Fran: pues no recuerdo exactamente… Recuerdo que en el bar de al lado del río comimos dos veces: una muy bien, y la otra fatal.

    ~~~
    Enviado por Aorijia
    (Contacto Página)
    Mmmm, sigue como la recuerdo (estuve en 2005, en pleno verano). Le llamo la Mallorca china por la cantidad de guiris que hay allí establecidos… Una zona preciosa de China.

    ~~~
    Enviado por ChinoChano
    (Contacto Página)
    ya tan lejana en mi memoria… ojala pudiera regresar allí mañana!

    ~~~
    Enviado por Maria
    (Contacto Página)
    Hola, estoy totalmente de acuerdo contigo en que las montañas del río Li son totalmente de dibujos. Cuando estuve alli por el 2006 (por cierto que hacía un frío de pelar porque era enero) me recordaron al comienzo de «Mulán». Son montañas de caligrafía.
    Por cierto, tienes una fan más de tu blog. Me lo estoy leyendo enterito.

    ~~~
    Enviado por ChinoChano
    (Contacto Página)
    muchas gracias! Pues paciencia, que tienes para largo… yo a veces descubro posts que ni recuerdo haber escrito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.