China va de compras al fútbol europeo

Estoy que no quepo en mí de gozo porque mañana comienza la Eurocopa 2016. Este año además llega con el aliciente de que como se ha ampliado el número de participantes de 16 a 24 (cuando yo era pequeño sólo eran 8, qué birria) en esta edición hay varios simpáticos debutantes, como Albania, Gales o Islandia, además de equipos a los que hace tiempos que no veíamos en grandes competiciones internacionales, como la mítica Hungría. El único pero de esta edición es que creo que ya no conozco ni a la mitad de la plantilla de la selección española, y que dudo mucho que gane, aunque casi que mejor para su fama, dado que ya se llevó las dos anteriores y si consiguiera ésta, que lo veo difícil, se volvería un equipo de esos a los que mucha gente tiene manía por ganar siempre, al estilo de Italia, Alemania o Brasil.

De fútbol, como veis, venía a hablar hoy aquí, aunque no precisamente sobre la Eurocopa, sino más bien de otro tema que compete mucho más a China: la irrupción de empresas de este país que se están comprando clubes europeos como quien se compra un jersey para el otoño. Hace poco tiempo no había ningún equipo del Viejo Continente con participación china notable, pero ahora los chinos son dueños de tres -uno italiano, uno inglés y un español-, podría llegar a poseer cuatro en breve, y tienen un buen paquete de acciones en otros cuatro clubes, muchos de ellos de gran renombre.

Ya habréis oído hablar de algunos de estos casos, pero vamos a recordarlos aquí todos:

CON PARTICIPACIÓN
MAYORITARIA DE CHINA

Inter de Milán: El equipo donde triunfaron Ronaldo o Figo, grandes héroes para los aficionados chinos, es desde esta semana propiedad -en un 68 por ciento- del gigante chino Suning, que empezó siendo una cadena de electrodomésticos (el MediaMarkt de aquí) pero ahora tiene negocios de todo tipo. El Inter ya ha sido un par de años asiático, porque quien ha vendido por 270 millones de euros ese 68 por ciento ha sido un magnate indonesio del petróleo.

Aston Villa: El primer equipo europeo que han comprado los chinos, hace cosa de un mes, es como el anterior un campeón de Europa en toda regla y en horas bajas (esta temporada ha sido último en la Premier y le ha tocado descender). El Grupo Recon, un consorcio de varias empresas chinas, se gastó 60 millones de euros en el club de Birmingham.

Granada: Poco después de la venta del Aston Villa se anunciaba que el empresario italiano Gino Pozzo vendía por 37 millones de euros el club andaluz a Jiang Lizhang, que dirige la sociedad china Link International Sports Limited (una empresa de la que poco sé, como en el caso de Recon, y creo que ellas tampoco quieren que sepamos mucho). Ya en la temporada pasada el empresariado chino había irrumpido en la liga española, pero el equipo “filipino” (uno de los motes que tiene el Graná) ha sido el primero en el que los asiáticos tendrán todo el control.
CON PARTICIPACIÓN
IMPORTANTE DE CHINA

Atlético de Madrid: Uno de los primeros grandes pelotazos de China en el mercado del fútbol internacional. Y patrocinado por la empresa más grande de todas las que estamos nombrando aquí, el conglomerado financiero Wanda (el mismo del Edificio España, la Operación Campamento, etc), que a principios del año pasado gastó 45 millones de euros en la compra del 20 por ciento de la participación en el club.

Manchester City: Un caso muy especial el de los citizens, ya que las firmas chinas que poseen un 13 por ciento de su capital, CITIC y China Media Capital, son básicamente estatales, así que se podría decir que el Gobierno chino es un importante socio en el club. Aunque la participación es relativamente pequeña comparada con otras vistas aquí, el hecho de que el club sea uno de los que tienen mayor valor de mercado del mundo hace que en la adquisición de ese 13 por ciento del accionariado los chinos se gastaran 337 millones de euros, la mayor cantidad de todas las citadas en este post. Con el Gobierno chino detrás de todo esto, no es de extrañar que Xi Jinping, gran fan del fútbol, visitara el año pasado las instalaciones del ManCity durante su visita oficial al Reino Unido, y hasta dejara que Agüero se hiciera un selfie con él.

Espanyol: El Xibanyaren, como lo conocen erróneamente los chinos, podría pronto figurar en el primer grupo de esta lista, aunque por ahora lo colocaremos en éste. La compañía china que está detrás en esta ocasión es Rastar Group, que hizo fortuna vendiendo cochecitos de juguete, y gastó 45 millones en el 45 por ciento del club, aunque se pactó que consideraría aumentar su participación al 56 por ciento. No me consta que la ampliación se haya materializado ya, así que de momento aquí lo dejamos.

Birmingham City: El gran rival local del Aston Villa en Birmingham también tiene importante presencia china, ya que Liu Xingcheng, un magnate del que poco o nada se sabe, posee algo así como el 11 por ciento del club. Otra importante parte del Birmingham City, cercana al 30 por ciento, es del inversor hongkonés Carson Yeung, quien fue condenado en 2014 a seis años de prisión por lavado de dinero negro (aunque está en libertad bajo fianza). Creo que no es un secreto que las cuentas del fútbol no son siempre limpias.

 

EN LA LISTA DE LA
COMPRA DE CHINA

AC Milán: Ya hemos visto con Birmingham que los chinos se llevan los clubes de las ciudades a pares, así que a la adquisición del Inter le podría seguir pronto la del AC Milan, que como su vecino ha tenido temporadas mucho mejores que la actual. Silvio Berlusconi, tras más de 30 años al frente del conjunto rossonero, está casi a punto de firmar la venta de un 70 por ciento del equipo a un consorcio de firmas chinas del que no hay por ahora demasiados detalles, pero que como en el caso del Manchester City podrían tener detrás al Gobierno chino.
¿Hay alguna razón que explique esta casi coordinada acción de las empresas chinas en el fútbol europeo? Por tonto que parezca, el hecho de que el presidente chino Xi Jinping sea un gran aficionado a este deporte podría haber influido mucho, teniendo en cuenta su estilo de gobierno tan personalista. No es casualidad que con él en el poder el Gobierno chino haya aprobado un plan maestro de desarrollo del fútbol a larguísimo plazo (con 30 o 40 años de aplicación, un tipo de política que raramente se ve en ningún país ni en ningún sector) cuyo objetivo final declarado es que el fútbol chino sea tan bueno como el europeo a finales de siglo, digno de llegar a una final del Mundial, por ejemplo.

Está claro que para ponerlo en marcha lo esencial es desarrollar el fútbol base, que los niños chinos jueguen al fútbol, pero como en China si no hay beneficios empresariales no se hacen cosas, de momento lo que se ha decidido es hacer inyecciones multimillonarias de dinero público y privado para todo proyecto relacionado con el balompié, compras de equipos extranjeros incluidas, lo que explica en parte el frenesí que estamos viendo. Veamos cómo se desarrolla el plan, con el que se supone que el fútbol será asignatura obligatoria para los niños chinos, tras décadas dedicados al ping pong o el bádminton.

1 Comment

  1. Enviado por Jose Lagos A.
    (Contacto Página)
    ¡Hola Chinochano! a proposito de algo que no tiene nada que ver con el futbol ¿que opinas de la ley que prohibe a las mujeres chinas casarse con extranjeros? ¿es tan asi como parece o es una exageracion d elos medios extranjeros?

    ~~~
    Enviado por ChinoChano
    (Contacto Página)
    Es totalmente falso, obviamente… Afortunadamente, parece que la mentira no ha circulado mucho por los medios, yo no la había leído hasta que tú la has nombrado.

    http://boingboing.net/2016/06/10/new-china-law-bans-women-but.html

    ~~~
    Enviado por yasong
    (Contacto Página)
    dinero, dinero, dinero. ¿se podrá comprar la habilidad para jugar bien?
    Una de las razones de la compra de estos clubs es poder tomar decisiones como enviar chicos chinos a España para que entrenen y se conviertan en gloriosos futbolistas para la patria. O enviar a los entrenadores a China para que les entrenen y lo mismo.
    Al adquirirlos tienen poder de decisión.

    ~~~
    Enviado por ChinoChano
    (Contacto Página)
    La única forma que China tiene de tener fútbol, y lo saben, es enseñarlo a sus niños desde pequeños. Cantera, fútbol en las escuelas, que mamen el deporte. Pero el problema es que eso no da dinero, y en China a veces lo que no es rentable tiene poco futuro… Bueno, las escuelas esas del Real Madrid y el Barcelona sí dan dinero, pero son para niños ricos, a lo mejor el fútbol en China acaba teniendo un toque elitista similar al del tenis en España (lo cual sería muy triste).

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.