Réquiem por el pionero

Hace ya más de un mes, el 13 de septiembre, fallecía a los 79 años el experiodista de la Agencia Efe Manuel Molares. No lo conocí personalmente, pero quiero recordarle aquí porque él fue el primer reportero de nuestra agencia de noticias en Pekín, una delegación en la que yo trabajé mucho después y mucho tiempo, por lo que su nombre siempre pululó por ella. Era por tanto, si no me equivoco, en el primer periodista español que informó teniendo base permanente  en China.

Molares, que fue marino mercante e ingeniero antes de dedicarse al periodismo, llegó a la capital china a finales de los 70, poco después de la muerte de Mao Zedong en 1976, y le pilló la última guerra que ha librado China, el corto conflicto que libró con Vietnam a modo de represalia por la invasión vietnamita de Camboya. Dicen los que sí le conocieron que en la cobertura de ese conflicto Manuel sufrió un accidente, cuando el conductor del jeep en el que viajaba fue alcanzado por un francotirador y el vehículo cayó por un barranco.

Gallego como otras grandes firmas que han estado en Efe Pekín, Molares siguió escribiendo, como suelen hacer tantos periodistas, hasta casi el último día: su último artículo en el blog Crónicas Bárbaras, donde comentaba sobre todo tipo de temas de actualidad, se publicó el 10 de septiembre, tres días antes de fallecer por un derrame cerebral. Descanse en paz, pionero.

3 Comentarios

  1. Muchas gracias por el artículo. Una gran persona que falleció junto a su familia.
    Manuel y su mujer siempre nos han contado muchas historias sobre su estancia en China.
    El accidente en la guerra hizo que tuviera dolor crónico hasta el último día. Eso sí, nunca se quejaba del dolor.

    • Me alegro de que el texto -un tanto breve para lo que merecía Manuel- haya llegado a ojos de gente que lo conoció personalmente. Descanse en paz…

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.