The Expendables va de esto, creo

En la anterior entrada del blog, que versaba sobre el café en China, uno de los más fieles lectores y comentaristas, José de Melilla, preguntó si en el país asiático son habituales las máquinas de café con monedas. Pues yo diría que no, pero creo que la cuestión abre la puerta a un maravilloso mundo, el de las máquinas expendedoras, que merece un post entero, o quién sabe, un blog entero, o quizá un internet entero.

No es sólo que en China no haya muchas máquinas de café con monedas, sino que hay muy pocas máquinas expendedoras de cualquier cosa, incluso de refrescos. Hay algunas en los metros o en los aeropuertos, pero en plena calle yo diría que jamás, y muy pocas en tiendas o centros comerciales. En China lo del vending se lleva muy poco, y eso que estoy seguro de que muchas de las máquinas se fabrican en el país…

Es curioso que así sea, teniendo en cuenta que no muy lejos de China se encuentra Japón, que es el paraíso del vending. Japón tiene máquinas de monedas por todas partes, en las que puedes encontrar cosas muy singulares, incluyendo lechuga, huevos o hasta bragas supuestamente usadas por señoritas de buen ver (esto creo que sólo en los sex shops, pero existir existe). Yo creo que los japoneses no votan a su primer ministro, lo escogen en una vending machine gigantesca.

No tengo muy claro por qué en China no triunfan estas máquinas que tanto se usan en Japón y en otros vecinos de los chinos como Corea del Sur, Taiwán o Hong Kong. Es posible que sea porque estas máquinas requieren cierto mantenimiento, y en el país chino no son demasiado buenos en este aspecto, cualquier cosa que está en la calle o en una zona pública suele deteriorarse con bastante más rapidez que en otros lugares (por poner un ejemplo, el otro día estuve en el Estadio Olímpico, que apenas fue inaugurado hace un lustro, y del polvo y los achaques que empieza a tener ya parece que sea un edificio de hace décadas).

Otro asunto que podría tener que ver con el poco éxito de estas máquinas es la escasez de monedas que hay en China. Escasez en dos sentidos: primero, hay pocas monedas en general, casi todo el dinero es en billetes (aunque en Shanghái te dan más cambio en monedas que en Pekín, porque al parecer allí es donde acuñan las monedas chinas). Segundo, hay pocos tipos de moneda, y la mayor es de sólo un yuan, por lo que a nada que tuvieras que pagar 20 o 30 yuanes en una máquina de ésas te daría pereza y preferirías comprar lo que fuera en un mostrador, que acabarías antes. Bueno, en las máquinas expendedoras se puede pagar con billetes, sí, pero ya sabéis lo intransigentes que suelen ser esos aparatos a la hora de aceptar cualquier billete que no esté nuevo y recién planchado.

Por otra parte, quizá en China no se atreven demasiado a colocar estas máquinas por el tema de que algunas veces, como todos sabemos, fallan al expender y los chinos -no todos, pero muchos de ellos- son bastante coléricos cuando entienden que no les han ofrecido un buen servicio que han pagado. Dicho de otra manera, no me extrañaría que si hubiera máquinas expendedoras en las calles de China acabaran destrozadas por compradores a los que se les hubieran tragado la moneda o sufrieran la frustrante experiencia, que todos hemos vivido, de que la chocolatina se queda enganchada al final de la espiral.

Pese a la escasez de máquinas de vending en China, ello no quita que haya habido varios ejemplos de expendedoras curiosas que han llegado a ser incluso noticia. Un conocido caso fue el de las máquinas de cangrejos que hace unos años se colocaron en la ciudad de Nanjing.

Hasta los japoneses, que mira que tienen máquinas raras, fueron a la ciudad nankinesa a hacer reportajes de ellas. Y eso que ellos en su país también tienen máquinas extrañas con marisco en su interior, como ésta de tipo gancho (las que suele haber en las ferias) pero con langostas en vez de peluches.

En Pekín no hemos visto máquinas marisqueras, quizá porque estamos lejos del mar, pero sí que tenemos expendedoras de libros…

(Este vídeo y el siguiente los hice para el curro, pero están libremente accesibles en YouTube, así que los enlazo).

…y máquinas de botellas de agua a la inversa: pones en ellas un botellín vacío y la máquina te da dinero, una forma interesante y lucrativa de reciclar. Con las botellas recicladas hacen hasta ropa: yo de hecho tengo una camiseta hecha con ese plástico, que me regaló la empresa responsable de las máquinas.

Ya en plan excepcional y más como performance que como negocio de verdad, en una reciente feria de automóviles en China se montó una pseudomáquina expendedora de coches, que en realidad era una forma de hacer propaganda de la marca.

Y me despido con otra pseudomáquina expendedora que no es de China, pero que vende «china» (que es como los angloparlantes llaman a la porcelana). La creó hace unos años un artista para un museo, y cuando alguien la usa, la figura que compra, inevitablemente, se rompe al caer por su interior. Una bonita metáfora de… bueno, de lo que sea que quisiera expresar el creador, que vaya usted a saber.

ACTUALIZACIÓN (16/12/2014): Suele pasar: haces un post de una cosa y de repente la realidad empieza a mostrarte una y otra vez que no tenías razón en lo escrito. En este caso, ha sido escribir que en China no hay muchas máquinas expendedoras, y ahora no dejo de encontrármelas en la calle. Este fin de semana, por ejemplo, encontré varias máquinas que hacen zumo de naranja recién exprimido, y muy bueno, por cierto.

ACTUALIZACIÓN (25/2/2015): Acabo de estar en Las Vegas, y allí vi una máquina expendedora de lingotes de oro que creo que vale la pena colocar aquí… La vi en el casino Golden Nugget («pepita de oro»).

1 Comment

  1. Enviado por Adrián Martínez
    (Contacto Página)
    Hola ChinoChano,
    tres posts en menos de una semana ¡y todos muy amenos y divertidos! Mira que luego nos acostumbramos.
    Te iba a dejar este comentario en Facebook pero al ver tus gráficos de visitas me has convencido para contribuir a la reactivación de los blogs (estaría bien crear algún Movimiento Pro-Demoblogs, con sloganes y polémicas… ahí lo dejo).
    Después te iba a dejar este comentario en el post correspondiente, pero me ha dado pereza buscarlo así que espero que no te importe. El caso es que he visto hace poco que el pabellón de España, aquel forrado de mimbre, lo han semidesmantelado ya que la envolvente no cumplía las exigencias a incendio. Como ya te he dicho alguna vez, estudio arquitectura, y por eso me ha sorprendido que hayan tenido que pasar varios años hasta que finalmente se hayan decidido a tomar medidas. No se si estarás al tanto, pero ¿tienes idea de cómo está la situación en China respecto a la aplicación de leyes en la construcción de edificios?
    Saludos

    ~~~
    Enviado por ChinoChano
    (Contacto Página)
    Bueno, quizá estaba previsto eso, que el mimbre se fuera pudriendo… En una ciudad tan húmeda como Shanghái se esperaba que pasase. No era un pabellón para siempre, sólo para los seis meses de expo, así que no parece que fuera una sorpresa.

    No tengo idea de las leyes de construcción de edificios en China, pero por la experiencia que tengo, deben ser bastante laxas, o se las saltan todos los constructores. Las casas chinas suelen ser de bastante mala calidad. Quizá no en tabiques y tal (gracias a dios) pero sí en asuntos como la red de electricidad, las cañerías, la calefacción, las puertas… Todo se estropea y acabas convertido en un pupilo aventajado de Bricomanía, porque tienes que estar todo el tiempo haciendo chapucillas y arreglos.

    ~~~
    Enviado por jose (Melilla)
    (Contacto Página)
    Aclarado lo de falta de maquinas por la escasez de monedas, pero ahí va mi pregunta:

    ¿Como funcionan las tarjetas y el dinero de plástico en general en China?

    Creo que ya trataste algo de este tema y de los problemas de los bancos.

    ~~~
    Enviado por ChinoChano
    (Contacto Página)
    Sí, ya he contado bastante de este asunto en posts desperdigados… Que los cajeros suelen tener traducción al español, que en ellos puedes pagar la electrcidad, que en China muchas tiendas te dan tarjetas de fidelidad más a menudo que en España, etc…

    http://chinochano.zoomblog.com/archivo/2009/05/21/un-dia-entre-finanzas.html

    Lo que quizá no he contado, y es importante, es que en China Visa y MasterCard están fuera de la red bancaria, por cuestiones de proteccionismo. La red de tarjetas chinas se llama UnionPay, y tiene sus ventajas pero también sus inconvenientes. Sobre todo, que no se puede sacar dinero fuera de China con tarjetas de bancos chinos (salvo en Hong Kong o sitios con UnionPay, que parece que van aumentando). Además, es un suplicio usarlas para pagar por internet, yo jamás he sabido/podido comprar nada con mi tarjeta del Banco de China.

    ~~~
    Enviado por ChinoChano
    (Contacto Página)
    Otra desventaja de las tarjetas chinas es que si las pierdes el trámite para hacer una nueva es más doloroso que una patada en los huevos: cuesta 15 días, a veces te inmovilizan la cuenta, si lo intentas hacer por teléfono te pueden volver loco… A mí, que se me pierde dos o tres veces al año, cada vez que me pasa me dan ganas de irme del país.

    Por poner alguna ventaja, las tarjetas chinas son fáciles de usar en tiendas, y en ellas tienes que usar contraseña, como en el cajero.

    ~~~
    Enviado por kailing
    (Contacto Página)
    Las tarjetas Union Pay si que pueden sacar dinero en el extranjero, con comision pero se puede (incluso sumada la comision el cambio es mejor que lo que te dan en cualquier banco Chino) y los cajeros son bastante comunes (España, Gran Bretaña, Taiwan, Japon, Hong Kong, Macao son los sitios donde he encontrado), y se puede comprar. Lo unico es que no tiene el nombre del del dueño, sino un numero, y en España, por ejemplo, se supone que tienen que pedirte documentacion que pruebe que es tu tarjeta por si es robada, y en el caso de las chinas no pueden comprobar que es la tuya (a no ser que lleves contigo -en Chino ademas, los papeles de solicitacion de la tarjeta)

    ~~~
    Enviado por ChinoChano
    (Contacto Página)
    A eso me refería, que van aumentando los lugares con UnionPay… Pero el gran problema no es su acceso o no, el gran problema es que son un mundo aparte de Visa/MasterCard, hay cierto «telón de acero bancario» que hasta que no se rompa nos tiene entre dos mundos. Yo tengo que tener una cuenta de banco española y una china porque si no hay muchas cosas en las que estoy atado de pies y manos, por ejemplo pagar cosas en internet.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.